Los botones del Etxanobe

Los botones del Etxanobe

En nuestra búsqueda constante por sorprender y agradar, nos hemos atrevido a hacer unos petits fours muy especiales y que por ello su “envoltorio” también resulta peculiar… Hemos creado unos botones comestibles que van dentro de un monísimo cajón de sastre.

Los botones del Etxanobe son de diferentes tamaños y sabores: está el botón de chocolate blanco, aunque a la vista engaña (ya que su apariencia es roja), es totalmente fundente al tacto con la boca. Luego tenemos el botón de toffe, con ese sabor intenso a azúcar tostada y con una textura más gelatinosa. Por último tenemos el botón de coco, también con textura fundente pero con crujientes tropiezos de coco. El encargado de crear estos botones ha sido Paul Ibarra, quien lleva el I+D de Etxanobe, sorprendiéndonos cada día con las ultimas técnicas de cocina.

El pequeño mueble en el que van los botones, ha sido una labor realizada por Monica Ausín, la misma artista que creó las estatuas que adornan el Etxanobe. El cajón tiene cierto toque de antigüedad, está hecho con madera que a su vez está recubierta por la parte superior y los laterales de un papel que es una réplica el singular techo de Etxanobe, los botones que hacen las veces de tiradores fueron elegidos uno a uno por la artista y no hay dos iguales.

Fantasía, ilusión e innovación en el momento más relajado de la comida. El momento en el que  traen el café o infusión a la mesa después de haber comido o cenado de cine y junto a esa bebida calentita traen un cajón lleno de texturas, colores y sabores.

En este post les dejamos la foto del cajón, pero los botones tienen que venirlo a descubrir ustedes mismos. Esperamos que a todos nuestros visitantes le gusten los botones del Etxanobe y de ser así que no los hagan saber, porque las opiniones de quienes comen en nuestra sala es una de las mayores motivación que podemos tener.

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *